Contáctenos

Cuaderno de Bitácora Julio 2009

Oficial de guardia verano:  Javier Martín de la Fuente
Condiciones de travesía:    IPC interanual -0,9%, variación mes 0,0%. Desempleo por grados de
ocupabilidad; baja o muy baja (38,90%, +0,67), Media (37,70%, -0,79),
Alta (23,28% +0,11) Índice de Producción Industrial de Bienes de Consumo Duradero – 31,2%.

 

Continuación de https://www.persona.com.es/1594/abarloados/ …han pasado 4 meses desde que los cuatro oficiales del Nuestra Señora del Gran Consumo se incorporasen eventualmente a nuestra tripulación.

En el momento que el Capitán Oquendo marcó nuevo rumbo, con destino a un astillero en la costa de Reorganización, todo sucedió muy rápido. El desembarco de los cuatro oficiales se produjo aquella misma mañana. La tripulación se arremolinó frente a la borda, para ver como bajaban la escala y se acomodaban, como podían, en la pequeña chalupa.

El Capitán había pactado con cada uno de ellos, de manera independiente, que se llevarían para afrontar su nueva situación. En general, algunos doblones, agua y víveres para varios días, un arma con su munición y una buena carta de recomendación. Además, serían escoltados en su nuevo viaje por nuestro comandante Echegaray.

Se despidieron con entereza y remaron hacia la playa, donde les esperaba su escolta. La tripulación que volvía a sus quehaceres cotidianos, con poco afán y menos ganas, observaba como se alejaban del navío.

Una vez en la playa, Rosa, el oficial primero de puente y 2º al mando, preguntó de manera directa al Comandante Echegaray, “¿cuál es el camino para llegar a ciudad “Nueva Ocupación?”. Antes de que éste pudiera responder, José, Oficial 1º Intendencia, declaró que él no quería ir a Nueva Ocupación, no tenía claro que hacer, tenía que pensar. Martín, Oficial 1º Contramaeste de Finanzas, fue más preciso, quería quedarse en la playa a la espera de que un mercante pasase y les avistase. Leonor, Oficial 1º Compras, la más joven de los cuatro, permaneció callada, asintiendo con la cabeza cada comentario de sus compañeros.

José Ignacio Echegaray, les escuchó sin intervenir. Cuando terminaron de mostrar sus inquietudes y convicciones trató de poner algo de orden: “es tarde, estamos en una playa y se nos echa la noche encima, deberíamos organizarnos, montar un refugio y buscar algo de comida. Me gustaría hablar con cada uno de vosotros a solas. Objetivos distintos significan caminos diferentes, al menos en algún punto” Invitó a Leonor, Martín y José a que fuesen a preparar un refugio y consiguiesen algo de agua, mientras él se preparaba para hablar con Rosa.

Se sentaron debajo de una gran palmera al final de la playa.

“Rosa, hay muchos caminos para llegar a Nueva Ocupación, la ciudad es enorme y, cada uno de ellos conduce a zonas diferentes. Dependiendo de la puerta por la que entres, encontrarás unas alternativas u otras. ¿Qué vas a hacer?”

“¡Qué pregunta!, ir al puerto y buscar otro barco para enrolarme”

“¿Da igual el tipo de barco?”

“Bueno, supongo que no estoy en disposición de elegir, aunque si fuese como el Nuestra Señora del Gran Consumo, no estaría mal”

“¿Qué te hace pensar que no puedes elegir?”

“La época no es buena y no hay muchos barcos como aquel. Además, no quisiera estar mucho tiempo en dique seco. No lo podría aguantar, tengo que estar haciendo algo”

“¿Qué pasaría si una vez en el puerto tardasen en ofrecerte algo más tiempo del que quieres?”

“Pasar, pasar, no pasaría nada. Económicamente puedo aguantar pero seguro que me volveré loca, soy una persona muy activa”

“Rosa, cuando te presentes en la Comandancia del puerto, y les digas que estas buscando un nuevo embarque, ¿cómo podrías incrementar las posibilidades de ser elegida para el primero que salga?”

“Hace mucho que no hago eso. Después de embarcarme por primera vez, siempre ha sido un Capitán u otro el que me ha reclamado, y me ha ofrecido la oportunidad de ser miembro de una nueva tripulación. Ahora es diferente, dejaré mis credenciales y esperaré”

En este punto el Comte. Echegaray, reflexiona en voz alta: “no sólo el camino desemboca en entradas diferentes, también la forma de afrontarlo tiene consecuencias.

Ahora iniciarás un viaje a Nueva Ocupación, durante el cual te encontrarás con otros viajeros, algunos realizando alguna misión que les ha sido encomendada, otros que han estado hace poco en la ciudad y conocen su situación o, algunos que nunca se han acercado al puerto, pero que saben que existe. Todos son fuentes de información. Relacionarte con ellos te permitirá ver más opciones una vez llegues a la ciudad, pero para ello debes concretar qué quieres y qué eres capaz de ofrecer.

Cómo bien dices, la Comandancia del puerto, no es la única manera de conseguir un nuevo embarque. Saber que barcos pueden estar fondeados en la bahía de Nueva Ocupación, quienes son sus capitanes y qué necesidades tienen, te permitirá ofrecerles tus servicios, no esperar a que ellos los demanden. Un grumete solicita una oportunidad, el Oficial 2º de un puente ofrece sus servicios, no pide oportunidades, tiene mucho que aportar. Tu misión en el camino será saber que aportas y relacionarte con los viajeros a fin de conseguir información, recuerda”: un oficial no pide, ofrece sus servicios

“Pero como hago, eso, no sé si te entiendo bien”

En ese momento, llegaron a la palmera sus otros tres compañeros. Vamos a montar el refugio y después tranquilamente hablamos de ello. Continuará…

1 comentario en “Cuaderno de Bitácora Julio 2009”

  1. Pingback: Carenando Persona

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *