Contáctenos

Lo que de verdad importa.

Hoy más que nunca debemos romper con mitos, leyendas y ciertas realidades que nos hemos forjado.

Ya no importa como nos etiqueta el mercado o como nos etiquetamos nosotros mismos con respecto al mercado.

Lo que de verdad importa es que somos algo más que etiquetas tales como agile, puros digitales, digitales adoptados, hoy antes de nada cobra más significado que somos personas y por lo tanto seres emocionales.

Lo que de verdad importa es que seamos capaces de tener resiliencia y saber sobreponernos a esta situación anómala.

Lo que de verdad importa, ahora más que nunca, es que desarrollemos empatía con nuestros familiares y compañeros, aunque sea en la distancia.

Lo que de verdad importa es que nos hagamos cargo de nuestras emociones y las compartamos.

Lo que de verdad importa es que seamos capaces de entender al otro y acompañarle, aunque sea en la distancia y a través de comunicaciones “on line”.

Lo que de verdad importa es que, aquellos a los que se les ha nombrado lideres o han asumido ese rol, estén al servicio de los equipos con humildad, es el único camino viable para desarrollar la influencia.

Lo que de verdad importa es que cuando esta situación saque lo peor de cada uno de nosotros, seamos diestros para reconocerlo y pedir perdón.

Lo que de verdad importa es que no nos de miedo a declararnos vulnerables, esta situación es igual para todos y siempre habrá alguien a tu lado para ayudarte.

Lo que de verdad importa es que el talento, la innovación y el desarrollo de cada uno no se pierda por sentirnos solos.

Lo que de verdad importa es que ahora seamos capaces de escuchar más allá de las palabras que oímos, que seamos capaces de entender el sentimiento que hay detrás de cada una.

Lo que de verdad importa es que en este momento la palabra equipo tenga más significado que nunca, que nos cubramos y nos ayudemos unos a otros, sin soberbia, sin “egos” y sin reproches.

Lo que de verdad importa es que seamos educados y responsables con los demás y con nosotros mismos.

En la posición que vivimos, como decía al principio, cobra más que nunca el significado de que somos seres “emocionales”, que los entornos son líquidos, inciertos, volátiles, complejos y que no “sobrevivirán” los más fuertes sino los que mejor se adapten a este mundo cambiante.

Piensa, parafraseando a lo que dijo un Presidente de EEUU, lo que tu puedes hacer por los demás mas que en lo que los demás pueden hacer por ti.

Lo que de verdad importa es que muestres lo mejor de ti y demuestres razón y pasión por las personas.

Lo que de verdad importa es que, de esta crisis, todos y cada uno de nosotros estamos capacitados para salir de ella, ayudémonos ayudando a los demás.

Mucho ánimo y fuerza, ahora piensa, planifica, desarrolla y ponte en marcha.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *